Cursos disponibles

    Una Smart City es un sistema complejo por determinar, un ecosistema en el que intervienen múltiples agentes, en el que coexisten muchos procesos íntimamente ligados: esto supone la precisión de redes de Telecomunicación y networking entre los agentes y profesionales implicados en la ciudad.

    La Smart City se convierte en una plataforma digital que permite maximizar la economía, la sociedad, el entorno, y el bienestar de las ciudades así como sus ciudadanos, y facilita el cambio hacia un comportamiento más sostenible entre todos los agentes usuarios, empresas y Administración: esto implica la necesidad de relaciones cada vez más habituales entre perfiles de profesionales que precisan unos de otros, como los gestores municipales y los responsables de implantar las soluciones técnicas en los ámbitos municipales.


    Las Tecnologías de la Información (TI) son desde hace años una parte inherente a los procesos de negocio de empresas e instituciones. Por ello, una gestión adecuada de los diferentes procesos que componen las actividades de TI ha dejado de ser un valor añadido para las organizaciones y se ha convertido en una necesidad.

    Gracias a una correcta dirección de proyectos se puede garantizar el cumplimiento de plazos con unos costes apropiados y con la calidad deseada, evitando las desagradables sorpresas de incrementos de costes, cambios inesperados de alcance que llevan al incumplimiento de plazos y calidad de los servicios / productos entregables.

    Para garantizar una correcta ejecución de un proyecto tanto las empresas privadas como la Administración Pública, requieren que la dirección de los proyectos sea llevada a cabo por personas con formación en Gestión de Proyectos e incluso en muchos casos que posean alguna de las Certificaciones que otorga el Project Management Institute (PMI).

    Por ello, la dirección de proyectos es una de las profesiones con mayor crecimiento en el mercado laboral.


    La obligatoriedad de cumplir con el Reglamento UE 2106/679, más conocido como Reglamento General de Protección de Datos (RGPD / DPGR), implica conocer los principios de la protección de datos más allá de las concepciones tradicionales y conceptos jurídicos básicos, con el fin de adaptarnos a un nuevo modelo de cumplimiento normativo enfocado en el riesgo y con una importante componente de tecnología.

    Cumplir con el Reglamento no es suficiente y por eso aparece la nueva y relevante figura del Delegado de Protección de Datos (DPO/DPD) como elemento central de este nuevo marco legal que deberá ser nombrado con carácter obligatorio en la mayoría de empresas y en la totalidad de organismos públicos. Punto de encuentro entre las unidades de negocio, los interesados y la autoridad de control cuya tarea principal será garantizar el cumplimiento de las disposiciones del Reglamento General de Protección de Datos.


    La parte de fibra óptica es de vital importancia, dada actual tendencia a implantar sistemas de fibra óptica en cualquier ámbito de las comunicaciones. También se abordarán algunas de las aplicaciones y diseños más relevantes hoy en día, como son la transmisión a 10Gbps (10GBASE-T), la alimentación de dispositivos remotos a través del propio cable de pares (Power Over Ethernet), el diseño de cableado para poder soportar adecuadamente redes inalámbricas WiFi o el cableado inteligente o gestionable. Por último y se examinará el diseño de una red de un edificio real, justificando la elección realizada y mencionando muchos aspectos fundamentales para llevar a cabo una correcta dirección de obra de un proyecto relacionado con una red de Cableado Estructurado, una red de Fibra Óptica o la integración de un sistema de Voz y Datos.